Cuba pone en vigor unas normas para ampliar el empleo privado y reducir el estatal

El Gobierno de Cuba puso en vigor la normativa para reducir las plantillas estatales y ampliar el trabajo por cuenta propia en la isla con la publicación de los decretos y reglamentos sobre estas medidas económicas en la Gaceta Oficial del país.

Las autoridades de la isla pusieron a la venta este lunes y difundieron también en internet dos números extraordinarios de la Gaceta Oficial que contienen el cuerpo legal que regula los planes emprendidos por el Ejecutivo del general Raúl Castro para hacer frente a la grave crisis económica que arrastra Cuba.

Por un lado, el Gobierno cubano se propone suprimir en seis meses 500.000 empleos de las abultadas plantillas estatales y por otro ha decidido extender el trabajo privado (o “cuentapropismo” como se conoce coloquialmente en la isla).

Una de las novedades más importantes de la ampliación del “cuentapropismo” es que particulares, en determinadas áreas económicas, podrán contratar a asalariados, lo que dará paso a la creación de pequeñas empresas y negocios.

A los funcionarios estatales que sean despedidos (“disponibles” según la terminología que maneja el Gobierno de Cuba) se les ofrece como alternativas ocupar en el sector público otras plazas vacantes “imprescindibles de cubrir”, incorporarse al trabajo por cuenta propia, dedicarse a la agricultura con la entrega de tierras en usufructo y “otras formas de empleo en el sector no estatal”.

También se prevé un sistema de subsidios en el caso de que el trabajador despedido no pueda ser “reubicado”.

La normativa divulgada oficialmente hoy también recoge el listado de las 178 actividades en la que se podrá ejercer el trabajo por cuenta propia y detalla que en 83 de ellas se permitirá la contratación de asalariados.

Se difunde además el esquema tributario especial que regirá para los “cuentapropistas”, a los que se aplicará, entre otros, un “impuesto sobre los ingresos personales” que oscilará entre un 25 y 50 por ciento en función de su renta anual.

El Gobierno de Raúl Castro prevé que con estas medidas 250.000 cubanos se incorporen al trabajo por cuenta propia o “autoempleo”, una actividad que a finales de 2009 ya ejercían unos 144.000 habitantes de la isla.

Fuente: Infolatam

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: